Valle de Ayquina: Un oasis en medio del desierto

 

UNA VEZ AL AÑO, EL POBLADO DE AYQUINA RECIBE A ALREDEDOR DE 70 MIL VISITANTES QUE VIENEN A PARTICIPAR A LA FESTIVIDAD RELIGIOSA EN HONOR A LA VIRGEN MARÍA. EL RESTO DEL PERÍODO, ES UN POBLADO TRANQUILO, DE GRAN BELLEZA, QUE DA POSIBILIDAD DE DISFRUTAR DE SU ARQUITECTURA ÚNICA, LA QUE SE REMONTA A LOS TIEMPOS PREINCAICOS

 

Enclavada a 3 mil metros sobre el nivel del mar, Ayquina es una pequeña localidad ubicada al noreste de la II Región de Antofagasta, a alrededor de 74 kilómetros de la ciudad de Calama, en una quebrada que desemboca en el río Salado, afluente del Río Loa.

En este pequeño pueblo, que fue declarado Zona Típica, viven alrededor de 70 habitantes, principalmente de origen Likanantay.

El pueblo se remonta a los tiempos preincaicos, período en que ya era un asentamiento humano. En la actualidad cautiva con su mística arquitectura, la que aún conserva los cultivos bajo el sistema de terrazas escalonadas, propios del origen prehispánico. Las casas, aunque muchas no han sido inmunes a las técnicas más contemporáneas, están hechas en piedra y con techos de paja.

La arquitectura se remonta a los tiempos preincaicos.

De clima desértico frío, se caracteriza por tener veranos cálidos (28 ºC promedio) con noches frías e inviernos con grados bajo cero. Además, presenta lluvias durante noviembre y marzo, por lo que esta época del año tiene importantes niveles de humedad.

Fiesta de Ayquina

Una vez al año, Ayquina se convierte en un verdadero “Pueblo Sagrado”. Y es que sus alrededor de 70 habitantes una vez al año reciben a alrededor de 70 mil visitantes, que llegan para visitar el Santuario de la Virgen de Ayquina, transformando así esta festividad religiosa en una de las más importantes y concurridas de la región de Antofagasta. Esta festividad se celebra los días 7 y 8 de septiembre, en honor a la Vírgen María, bajo el título de la Vírgen Guadalupe de Ayquina.

El resto del año, el poblado ofrece un silencio absoluto, donde el sólo el sonido del viento, y de los pasos en el terroso suelo, son compañía maravillosa para disfrutar de su belleza. Así la Iglesia es un lugar obligado que da oportunidad para acompañar a la Vírgen de Ayquina, y contemplar además la hermosa arquitectura.

Consulta por salidas a este bello poblado en: contacto@genialegroup.cl ó adiazponce@gmail.com

 

PUBLICACIONES SIMILARES

Deja un comentario