Codelco ofrece a trabajadores de Chuquicamata adelantar negociación colectiva

TRAS EVALUACIÓN DE LOS EQUIPOS JURÍDICOS, LOS TRABAJADORES DE CHUQUICAMATA REALIZARÍAN ESTA SEMANA LA ASAMBLEA EN QUE SE ACOGERÁ O NO LA PROPUESTA DE CODELCO, CON LA QUE ESPERA CERRAR EL PROCESO DE NEGOCIACIÓN ANTES DE FIN DE MES

 

 

Calama.- En medio del profundo proceso de transformación por el que atraviesa la división Chuquicamata de Codelco, que pasará a operar de manera subterránea, la administración de la minera estatal ofreció ayer a sus trabajadores iniciar la negociación colectiva por adelantado. Originalmente el plazo para este proceso estaba fijado para el mes de abril, cuando vence el contrato colectivo actual, firmado en diciembre de 2016.

A través de un comunicado de prensa, los trabajadores informaron que la administración de la compañía extendió esta invitación a las dirigencias de los sindicatos 1, 2, y 3 de Chuquicamata, además del 1 de Antofagasta.

“Acusado este recibo, la dirigencia sindical está realizando los análisis correspondientes con sus equipos jurídicos, a fin de entregar respuesta oficial a esta propuesta”, explicaron los directorios de los sindicatos. Las asambleas en las que se decidirá el acoger o no la invitación de la compañía se realizarán la próxima semana.

No obstante, según trascendió, la propuesta de la Corporación conlleva algunas condiciones para poder llevar a cabo la negociación por adelantado.

Entre estas, se apunta a que el proceso tendrá como objetivo único la suscripción de un “libro cerrado”, o sea, que no se tocarán los beneficios que poseen actualmente los trabajadores del yacimiento, siendo la única excepción la mejora en la cobertura y el no pago de las pólizas de seguro por parte de los trabajadores, donde la estatal busca hacerse cargo de la gestión de estos planes.

Otro aspecto clave tiene que ver con los plazos que propone Codelco, que fija el 14 de enero como fecha límite para una respuesta de los trabajadores, la que de ser positiva tendría que dar inicio a las negociaciones en el transcurso de enero y culminar estas en un lapso menor a dos semanas.

Escenario complejo

Con todo, se espera que sea una dura negociación, teniendo en cuenta las profundas diferencias que existen entre los sindicatos y la administración de la división, que ha llevado a los dirigentes a realizar bloqueos en las entradas al yacimiento.

En la última negociación de 2016, que la minera sorteó sin paralizaciones, el bono entregado por la Corporación fue de $4,3 millones y sin reajuste salarial. Esto, en un escenario de estrechez de la industria minera, con un precio promedio del cobre en torno a los US$ 2,2 por libra. La cifra es un 30% inferior al promedio que cerró en 2018.

PUBLICACIONES SIMILARES

Deja un comentario