Comisión de Minería visita Chuquicamata para conocer proceso de transformación

EN SU SESIÓN EN TERRENO, LOS SENADORES CONOCIERON EL PROCESO DE TRANSFORMACIÓN DE CHUQUICAMATA, Y SOSTUVIERON ADEMÁS REUNIÓN CON LOS SINDICATOS DE TRABAJADORES DE CODELCO Y CON LAS COMUNIDADES ATACAMEÑAS

Máximos ejecutivos de Codelco acompañaron a los parlamentarios en su visita.

Calama.- Una visita en terreno, para conocer los avances del proceso de transformación del mineral realizaron los miembros de la Comisión de Minería y Energía del Senado, que tras aceptar la invitación de los ejecutivos de la compañía estatal, realizaron su sesión legislativa en la zona, instancia que además de conocer los avances de la mina subterránea de Chuquicamata, les permitió reunirse con los sindicatos de trabajadores de la minera, y conocer también las demandas de los pueblos atacameños por el uso del agua y la preservación de los ecosistemas.

La mina Chuquicamata Subterránea es la transformación de la mina de rajo abierto más grande del mundo en una operación subterránea de alta tecnología que permitirá a Chile explotar parte de los recursos que quedarán bajo el actual yacimiento, el que -tras haber operado por casi 100 años- dejará de ser rentable dentro de la próxima década.

En este contexto, la senadora Yasna Provoste, presidenta de la instancia junto a los integrantes de la misma, senadores Isabel Allende y Alejandro Guillier, precisó que “sostuvimos reuniones con los encargados del proyecto, pues la Comisión tenía dudas sobre los plazos de operación y el presidente ejecutivo nos ha señalado que hay posibilidades ciertas de iniciar las primeras tronaduras, en mayo próximo”.

En su visita, los parlamentarios fueron acompañados por los principales ejecutivos de Codelco, como el presidente del Directorio, Juan Benavides, el presidente ejecutivo Nelson Pizarro y los vicepresidentes Norte, de Proyectos y Recursos Humanos, Álvaro Aliaga, Gerhard Von Borries y Marcelo Álvarez, a quienes se sumaron ejecutivos y especialistas del proyecto, además de representantes del Distrito Norte.

Desde la administración divisional valoraron esta instancia. “Nos llena de satisfacción que las y los integrantes de la Comisión de Minería del Senado hayan aceptado esta invitación, que nos permitió mostrarles en terreno la magnitud del desafío técnico que significa cambiar el método productivo de minería rajo abierta a subterránea. A su vez y con gran importancia, pudimos compartir todos los esfuerzos e inversión que Codelco realiza en materia de empleo, mejoramiento de la calidad de vida y desarrollo de la región. En este contexto, La transformación de Chuquicamata es un proceso indispensable para que esta empresa continúe siendo una fuente de trabajo para miles de personas y de excedentes para el Estado de Chile”.

Reunión con Sindicatos
Asimismo, los legisladores sostuvieron reuniones con los diversos sindicatos de trabajadores de Codelco y recogieron las inquietudes. Al respecto, la senadora Provoste señaló que “la Comisión entiende que debemos ser capaces de generar una alianza sólida en conjunto con los trabajadores y Codelco para que a la empresa más grande del país país y a Chile le vaya bien”.
Por su parte, la senadora Allende, reconoció que “hubo cierta preocupación por la atmósfera laboral y hay que hacer esfuerzos desde punto de vista de los ejecutivos para lograr  un mayor diálogo porque sienten que no han sido partícipes de los procesos y hay que trabajar en conjunto”.
A su turno, el senador Guillier, coincidió con sus pares en el sentido que hay que compatibilizar “este desarrollo tecnológico que es un hito en la historia de la minería del cobre con el diálogo y las buenas relaciones humanas y laborales que han sido una característica en Codelco”.

Comunidades atacameñas

Posteriormente, la Comisión de Minería se trasladó a la comuna de San Pedro, donde sostuvo reuniones con diversas organizaciones de pueblos atacameños quienes alertaron de manera urgente sobre la sustentabilidad de los recursos naturales y la necesidad de resguardar la cosmovisión y la relación con el ambiente de estas comunidades.

Específicamente se trasladaron a la localidad de Toconao y visitaron las Lagunas de Chaxas y Tebenquiche, allí constataron estudios técnicos de las propias comunidades que indican que “el uso del agua es indiscriminado” y existe un desequilibrio que pone en riesgo no solo la agricultura y ganadería sino todo el potencial de destino turístico, con la observación ornitológica, principalmente de flamencos.

“Estos ecosistemas han sido cuidados durante siglos por las comunidades atacameñas”, dijo la senadora Yasna Provoste quien señaló que las actividades extractivas de la minería metálica y no metálica ponen en riesgo a estas comunidades.

“Por ello, hemos adoptado el compromiso de sesionar de manera conjunta: las comisiones de Medio Ambiente, Recursos Hídricos y Minería porque así como ocurre en el territorio, en la legislación también los temas están interconectados  y eso requiere una respuesta integral del legislativo”, agregó.

En la misma línea, la senadora Isabel Allende, presidenta de la Comisión de Medio Ambiente coincidió en que “las comunidades sienten que se ha provocado un desequilibrio del recurso hídrico por culpa de algunas mineras metálicas y no metálicas y están preocupados porque no se resiste más”.

Por lo mismo, llamó a “conseguir un catastro exacto con las reservas de agua porque es insostenible que se ponga en riesgo toda una forma de supervivencia de las comunidades” En ese sentido, manifestó que hay que trabajar en conjunto con la Dirección General de Aguas y ver si corresponden cambios en la actual legislación en especial, “en materia de fiscalización para poner coto al uso indiscriminado de agua”

Por su parte, el senador Alejandro Guillier precisó que “las comunidades han establecido que el problema es que la cantidad de agua que ingresa a las cuencas es menor que la que se saca y con cambio climático la amenaza a las áreas de cultivo y ganadería, así como a los salares que son ecosistemas complejos es inminente”. Agregó que “ellos están luchando por su mundo y sienten que el Estado no tiene posibilidad de fiscalizar y se siguen entregando permisos de operación minera y concesiones de agua sabiendo que no hay recursos y nos interpelaron para hacer una legislación que los proteja”.

 

PUBLICACIONES SIMILARES

Deja un comentario